Tag Archive | "Jean Paul Marat"

Tags: , , , , , , , ,

23 horas para la entrevista al varonista Aldo Andonegui (“El capítulo final”, 20/02/2013)

Posted on 20 Julio 2013 by maxaguirre

– Será el capítulo final de la saga varonista.

Banner entrevista a Aldo Andonegui 5

 

El varonismo termina su delirante ciclo en este periódico. Un repaso a esta serie demencial que promete una reanudación en diciembre. Los mejores pasajes han sido resaltados.

 

1.- La trata de mujeres: un invento feminista para someter al hombre

trata-mujeres sin demanda no hay oferta

Texto que batió record en su publicación llegando a ser el artículo más leído por más de un mes. También  es uno de los textos más comentados. ¿Su contenido? ¿Su calidad? Juzgue usted.

 

2.- Ander Bertol entrevista al varonista Esteban Continente

logo varonismo

Primera aparición de este personaje creado como una sátira al varonismo. ¿Las diferencias ideológicas, de estilo o contenido? Algunos las siguen buscando. Aquí nace lo de “Los 40 mil casos de violación son causados por 40 personas”.

 

3.- El matriarcado que mutila a niñas: la escalofriante verdad sobre la mutilación genital femenina

El hombre también sufre. La tesis: ¿cómo puede disfrutar el hombre si su mujer no siente? ¿Cómo puede desarrollar toda su técnica amatoria? La conclusión: es una locura que esto sea impuesto por los mismos hombres.

 

4.- ¿Es inmoral el trabajo infantil voluntario? (“en defensa del trabajo infantil”)

alquilo a mi hijo banner

Esteban Continente sorprende con una emotiva y ¿racional? defensa del trabajo infantil voluntario. Pero culmina su texto diciendo que el Estado persigue y marginaliza a los niños que hacen pactos voluntarios con adultos.

 

5.- El islam: una religión matriarcal que castra y esclaviza a los varones

islamista sometido verdoso

Una joya que no tuvo la atención esperada. ¿El sufrimiento del varón? Incluye desde abstenerse del sexo anal hasta tener que follar a una burra por no pagar el dote exigido.

 

6.- ¿Mussolini: una mujer misándrica?

fascista fue una mujer

Esteban Continente anuncia que tiene estudios en Historia. Nos relata su lucha por develar la verdadera naturaleza de Mussolini. ¿Es el fascismo algo femenino? ¿Qué demonios demostraría la tesis de Aldo si fuera cierta? ¿Qué se fuma este sujeto?

 

 

CRÓNICAS, JAVIER GARÓFALO, HOMBRISMO, COMPLOT y Marat:

 

7.- Crítica sincera al varonismo libertario

Javier Garófalo, doctor en sociología (sí, en serio), critica al varonismo mientras enaltece el amor. Y de paso dice que se debe promover la asexualidad. ¿Por qué? Léalo usted mismo. Ah, y el Estado debe intervenir el sexo y democratizarlo.

 

8.- Los errores del varonismo libertario

two-girls-with-an-oleander

Un texto serio de Javier. Aldo y Javier discuten de sus ideologías en un tono extrañamente serio. Hombrismo vs varonismo. Amor vs sexo. Democracia vs anarcocapitalismo.

 

9.- Mi primer encuentro con Aldo (“hombrismo”)

Aldo Andonegui y la cabra cortada

Javier Garófalo llega a Buenos Aires a visitar a Aldo personalmente. Cosas muy extrañas suceden.

 

10.- El blog de Aldo Andonegui: medios libres de censura (*¿de la nuestra?)

cadenas-rotas hombre libre

Blog donde narra ¿bromeando? que todos los políticos y empresarios argentinos están detrás de un complot matriarcal y que las mujeres ascienden a puestos más elevados porque se acuestan con medio mundo. ¿La fuente? Un misterio. Pero parece una voz omnisciente que se mete en la alcoba de todos.

 

11.- Alguien quiere que el complot no salga a la luz

espiando al varonismo

Esteban Continente insinúa que ¿el gobierno argentino lo vigila por medio de los Testigos de Jehová?

 

12.- El delirante complot femimarxista explicado

Javier Garófalo hace una infografía del complot que solo sucedería en la mente de los varonistas.

 

13.- Aldo Andonegui es declarado persona no grata

Se veta a Aldo Andonegui y se lo despide como columnista.

 

14.- Me rehúso a seguir con este circo

Ander asesina a su personaje “Esteban Continente”.

 

15.- La verdadera identidad de Aldo Andonegui

marat y mujer joven 2

Javier Garófalo terminó visitando al siquiatra luego de esta última visita a Aldo. ¿Qué descubrió? ¿Qué vivió? ¿Por qué Javier quiso matar a Aldo?

 

16.- Carta a los enemigos de Argentina

¿Texto de Marat? ¿Aldo? ¿Aldo/Marat?

 

17.- Sobre el veganismo y el complot matriarcal

El complot tiene nuevos aliados: las sectas veganas y las sectas de los pro derechos animales.

 

18.- Visita a Aldo Andonegui

Aldo Marat

Ander Bertol visita personalmente a Aldo para arreglar cuentas pendientes pero revela algo muy oscuro. ¿Quién es realmente Ander Bertol y qué quiere? Además, Ander buscará saber qué le hizo Aldo a un retirado Javier.

Comments (0)

Tags: , , , ,

Carta del 14 de julio: sobre el veganismo y el complot matriarcal (“El amigo del pueblo”)

Posted on 14 Julio 2013 by Anderbertol

de Jean Paul Marat

veganismo portada
¿Puede este animal entender la escena de horror?

 

 

Hace unos días los miembros de un grupo de violación internacional mataron a un infiltrado. Todos ellos ya aparecen en mi lista. Por suerte, para usted, H. A., es el último de ella. Pero recuerden que ya han mostrado su naturaleza enfermiza y no hay marcha atrás.

 

 

Últimamente me he percatado de otro mecanismo de sometimiento disfrazado de buenas intenciones…

 

 

El veganismo: cómo hacer hombres débiles y sometidos por el matriarcado.

 

 

Desde hace unas décadas, y con más fuerza en el ultimo tiempo, los veganos están tomando control de la alimentación de la sociedad tratando de imponer sus normas sectarias y completamente absurdas. Crearon toda una moral y ética de lo que es bueno consumir y de lo que es despreciable. Todos aquellos que se oponen a sus reglas son considerados asesinos.

 

Es uno de los logos del movimiento Vegano que busca prohibir el consumo de cualquier producto que viene de un animal.

 

 

Los veganos están íntimamente interrelacionados con el igualmente demencial y sectario movimiento pro derechos animales y juntos luchan por casi lo mismo. De este último movimiento hay que destacar que es el colmo del absurdo. Los igualitaristas (gente que ha corrompido el concepto de igualdad por el que luché) son gente que niega de raíz las existentes diferencias genéticas, fisiológicas y biológicas que existen entre los individuos, como, por ejemplo, las diferencias naturales que existen entre hombres y mujeres y por lo tanto quieren imponer la “igualdad de resultados” entre ambos sexos destruyendo el sistema meritocrático. Pero el movimiento por la Igualdad Animal delira con una “igualdad” aún más aberrante. Y lo que sostiene es que es los humanos somos “animales humanos” y los animales son “animales no humanos” y que por lo tanto deben existir iguales derechos entre ambos grupos. O sea, un cerdo y un humano son iguales y deben tener los mismos derechos. Y ya que los animales son iguales a los humanos pues no se podrá comer ni su carne, ni sus productos, ni usar sus pieles ni cueros. Nada.

 

Igualdad Animal es otro movimiento sectario estrechamente ligado al Veganismo. Su principal postura es que los humanos y animales son seres iguales y merecen los mismos derechos -hasta consideran a los humanos como “animales” que deben vivir en igualdad con otros animales no humanos-. 

 

Como dice la propia propaganda de la Igualdad Animal: un ser humano es igual a un cerdo o a una gallina. Es lo que sostienen estos igualitarios de los Derechos de los Animales que han llegado a un verdadero extremo en lo que se conoce como Igualitarismo.

 

Los veganos empezaron con lo orgánico, lo natural, hasta llegar al tema de la alimentación (a las restricciones). A no alimentarse de cadáveres (animales muertos). Lo cual es una gran falacia, porque ellos mismos consumen seres vivos, ¿o acaso no lo son las plantas y sus frutos?

 

 

El plan que al parecer solo aparenta ser alimenticio lo que está logrando es que los hombres pierdan poder y sean desplazados de todos los lugares que hubieran ocupado de forma natural debido a las habilidades propias de su naturaleza masculina.

Los primates eran esencialmente carnívoros, ¿para que van a querer el fuego si se alimentaban solo de verduritas? Ya que si nuestros antepasados que eran los primates no hubieran sido carnívoros, pues jamás se hubieran evolucionado y hoy si seguiríamos siendo animales en serio.

Este es el “hombre” vegano, un ser que de hombre ya tiene poco, ya nada, y que cada vez se asemeja a lo que tanto quiere parecer: a un animal que se alimenta con vegetales, como son las vaquitas y que son de los seres mas primitivos y ocupan los últimos puestos dentro de la jerarquía animal que únicamente sirven de alimento para los animales carnívoros, que poseen un intelecto y voluntad de supervivencia infinitamente mayor que estos últimos.

 

El matriarcado que antes decía “el nene no me come”, ahora dice “el nene no me come vegetales”. Porque el nene que come vegetales no es el nene que se hace hombre sino es el que sigue bajo el yugo de la mamá, es decir de las mujeres. Y cuando se hace adulto después de sufrir el yugo de su propia madre pasa a sufrir el yugo de su novia o esposa. Se deja someter y dominar cuando esto no está en su naturaleza masculina, con lo cual gana el desprecio de las propias mujeres que por su naturaleza biológica detestan a los hombres dominados y sin voluntad lo que solo retroalimentara su trato de desprecio humillante hacia los hombres de estas características que cada día son más y los veganos aportan mucho a esta “causa” de la matriarcalizacion de nuestra civilización.

 

 

Los hombres veganos hace rato que dejaron de ser hombres, son algo parecido a estos, pero ya son carentes de su esencia, de su sangre, de su fortaleza. Ya no son hombres dignos de llamarse hombres.

 

 

El único final que puede esperar a un “hombre” que desde niño ha sido adoctrinado por su madre para no comer carne y ser vegano es este y ningún otro:

 

Las mujeres por su naturaleza valoran a los hombres fuertes y dominantes que saben lo que quieren, y que no se conformaran con menos, pero a su vez desprecian y detestan a hombres débiles, cobardes, sin carácter, ni voluntad, a los que son conformistas sumisos sin incitativa, ni liderazgo. Estos hombres generalmente terminan sometidos y maltratados por sus propias mujeres y este maltrato solo aumentará mientras pasa el tiempo. Y el veganismo lo único que logrará es que la cantidad de estos hombres sometidos se multiplique.

 

Esto a sus vez explica el porqué algunas feministas se han aliado con el movimiento vegano que busca prohibir el consumo de carne. Su objetivo es, a través de la dieta excepcionalmente vegetal, someter al hombre, creando un sistema matriarcal sin posibilidad de retorno ya que una vez puesto en marcha la barbarie matriarcal se trasladara del generación en generación y salvo una intervención externa esto será imposible de revertir.

 

Una activista vegana y feminista imponiendo las normas del vegetarianismo matriarcal:

http://www.youtube.com/watch?v=fcWKRv1jSRs

 

Para las feministas, el hombre no come carne, el hombre no paga por sexo, no coje a su antojo, el hombre vive bajo el zapato de una mujer.

 

Muchos quizás creerán que un matriarcado generalizado conformado por unos hombres débiles, carentes de voluntad y cualquier iniciativa y completamente sometidos por las mujeres es una joda y nos afectara mucho. Pero no es una joda y si esto sucede, la civilización que conocemos desaparecera y vendrá la barbarie acompañada por cualquier forma del totalitarismo estatal, ya que sin hombres libres y fuertes cualquier déspota podrá someter a la civilización entera a su antojo y nadie se opondrá. Ni siquiera protestará.

 

 

El matriarcado es la peor amenaza para la LIBRTAD de todos los individuos que conforman una civilización y a su vez el veganismo que lleva directo al matriarcado es una amenaza para la libertad de todos. Una amenaza que debe ser enfrentada.

 

 

 

 

 

Jean Paul Marat/Aldo Andonegui
Activista por la libertad del pueblo.

Comments (3)

Tags: , , ,

7 días para la reveladora entrevista a Aldo Andonegui (13/07/2013)

Posted on 13 Julio 2013 by maxaguirre

– Hablará de las acusaciones que ha estado realizando en su blog.

Banner entrevista a Aldo Andonegui 5

La entrevista se llevará a cabo este 20 de julio. Se tomarán las medidas necesarias para que el entrevistador no salga lastimado.

¿Aparecerá la verdadera identidad de Aldo Andonegui durante la entrevista? Sí, hablamos de Marat.

 

Puede mandar sus preguntas al siguiente enlace. *hasta 5 preguntas sugeridas podrían ser elegidas.

 

https://www.facebook.com/pages/Entre-fachas-y-rojos/316383918409824

 

Comments (0)

Tags: , , ,

Carta a los enemigos de Argentina (“El amigo del pueblo”, 11/07/2013)

Posted on 11 Julio 2013 by Anderbertol

– Mi enemiga no dejó de existir hace siglos. Mi enemiga: la humanidad.

decapitación

No he resucitado porque jamás he muerto. No he dejado de pensar en mis verdugos; un centenar de hombres y no una mujer.

He sometido a la muerte y ella me ha suplicado que la abandone. He vuelto inspirado por este muchacho. Pero no estoy más a su servicio. He tomado su lucha y la he hecho mía. Lo he tomado a él y él ya no existe. Mis enemigos son los mismos: hombres sin compromiso ni virtud; hombres condenados por sus afrentas. Son hombre que han traicionado los ideales y que al hacerlo han develado la enferma naturaleza humana.

No existen más bestias militares. Las guerras han cesado. Pero la intriga y las confabulaciones internas son hoy más frecuentes que antes.

A los enemigos de la libertad les digo que una vida sin compromiso ni virtud es una vida que merece acabarse. Y ustedes, señores traidores del pueblo, no tienen virtud y su compromiso es diabólico. Que la muerte caiga sobre ustedes. Ella, solitaria, los exige. Y uno a uno se convertirán en sus eternos amantes. No hay ya disculpas que valgan. No existe el arrepentimiento porque es hipocresía. Ya están condenados. Yo los he condenado.

Jean Paul Marat

Comments (0)

Tags: , , , ,

La verdadera identidad de “Aldo Andonegui” (“Hombrismo”, 09/07/2013)

Posted on 09 Julio 2013 by Anderbertol

*Pensamientos de Javier Garófalo, hombrista y doctor en sociología.

marat y mujer joven 2

 

Domingo 7 de julio

 

Hoy he vuelto a tener esa pesadilla. Lo miré fijamente. Estaba en lo correcto. Esa mirada no la puedo olvidar. Un demonio habita el corazón de Aldo. Debo ir a verlo. Quizás él no es consciente de su otra personalidad. Pero debo estar prevenido. Debe ser no una visita de muchas sino la última.

 

No son ni las 12 del día. Saco mi pistola, la cargo y dejo mi cuarto. Salgo del hotel convencido de que esto no es una locura. La casa de Aldo no queda muy lejos. Mientras camino tengo la impresión de que la gente sabe que me dirijo a matarlo. Me invade cierto pudor extraño. Es la primera vez… que mataré a un hombre.

 

Un hombre anciano me mira. Parece como si reprobara lo que haré. Dejo de mirar a la gente y me concentro en el camino. Ya estoy muy cerca y lo he asimilado. Ya no siento ningún tipo de temor o duda. Solo me invade el deseo de saber que dejará de existir.

 

Llego a su casa y toco la puerta. Aldo me abre mientras esboza una sonrisa ingenua. Me deja pasar. Nos sentamos en un sofá frente a su televisor. Me pregunta si he traído algún tipo de grabadora. No tengo excusas. Afortunadamente él me recuerda lo de nuestro diálogo pendiente. Le digo que vine por esa razón. Se para un rato. Me deja solo. Aún no he decidido cómo matarlo. Ahora siento todo esto tan normal. Pensé que me delataría el nerviosismo pero parece que estoy haciendo lo correcto.

 

Él regresa con una especie de torta de carne y un cuchillo. Lo embisto. No dejo que reaccione. Lo aplastó con mi cuerpo. Lo golpeo en la nariz de una manera brutal.  Lo someto.  Alejo el cuchillo de nosotros. Aldo casi ni se mueve. Saco la pistola y le apunto en la barbilla destrozada. El muchacho no se mueve. Vuelvo a golpearlo en la cara. Su nariz no deja de sangrar. Le abro la frente con la punta de la pistola. Él no se inmuta. Me comienzo a sentir muy extraño. Le empiezo a gritar. Le digo que responda. Dejo los puños. Sacudo su cabeza contra el piso. No responde. Lo hago de nuevo. No hablará.

 

Arrojo la pistola muy lejos y utilizo mis dos manos para ahorcarlo. Ahora puedo sentir que todavía está vivo. Recién siento que estoy matando a alguien. Empiezo a temblar mientras él parece dejar que lo estrangule. Su cuello empieza a endurecerse mientras mis manos parecen que están a punto de destrozarlo. Debo hacerlo. Parece balbucear algo. Alejo mis manos.

 

Él sonríe mientras sus ojos exorbitados vuelven a la normalidad. Empieza a reír de una manera enfermiza. No reacciono. Continúa y me mira fijamente con su mirada desfigurada. Me pregunta si lo disfruté. Su voz es distinta. No es Aldo. Me dice que debí terminar lo que comencé. Trato de estrangularlo  pero me golpea con una fuerza sobrehumana. Me hace a un lado. Lo miro desde el piso. No es la misma persona. Su rostro está magullado pero parece producto de una enfermedad y no de una golpiza. Noto unas protuberancias en su cara y en su cuello. Me pisa con mucha violencia el abdomen. Repite la tortura varias veces. ¿Qué acento es el que tiene este sujeto? Cada vez se me hace más familiar mientras trato de desenfocarme del dolor. Los bubones de su rostro empiezan a crecer. La fisonomía de su rostro empieza a cambiar.

 

Me confiesa su verdadera identidad: Jean Paul Marat. Claramente estoy ante un maldito enfermo. Me comienza a contar una historia delirante sobre su venganza. Mientras lo hace, trato de reponerme. Continúa completamente perdido en su locura. Él realmente cree que es Marat. Le hago preguntas mientras empiezo a pararme. Él sigue con un relato totalmente enfermizo mientras ríe escandalosamente. Logro pararme y corro a la cocina. Mis ojos empiezan a ver unos destellos. Veo unos destellos en el centro de mi visión. Los destellos me enceguecen. Me quedo quieto y mantengo en pie gracias al borde de algo.

 

No siento su presencia. Se ha callado. Pero sé que me ve. No estoy muy lejos de donde estábamos. Comienza a hablar. Es como si su voz viniera de todas partes. Cierro mis ojos porque ahora son inútiles. Su voz se escucha más cerca pero en todas las direcciones. La escucho dentro de mi cabeza. Grito muy fuerte para que alguien me escuche. Él ríe mientras insiste en que es Marat y que ha regresado por venganza. Grito hasta que empiezo a llorar. Su voz comienza a rasgar mis pensamientos. Ya no puedo pensar. Ya no sé lo que grito. Ya no siento lo que hago. Empiezo a dejar de sentir mi cuerpo. No sé si estoy gritando. No sé si sigo ahí. No sé si existo. Vuelvo a escuchar mis gritos. Los siento lejanos y fuera de mí. Siento mis lágrimas. Vuelvo a escuchar sus risas enfermas. Me golpea en el cuello. Caigo al piso sin poder protegerme. Creo que me he roto la cabeza. Estoy inmóvil. No siento dolor pero siento algo líquido en mi frente. Mi cuerpo está entumecido.

 

Él me susurra. No entiendo lo que dice. Me susurra de nuevo pero esta vez a ambas orejas a la vez. No entiendo el idioma. Tampoco recuerdo el idioma en el que estoy pensando ahora. Comienzo a sentir una mano. El piso empieza a sentirse distinto. Vuelvo a escuchar algunos sonidos. Vuelvo a sentir calor en el pecho. Aún no puedo ver. Mi mano se desliza en el piso. El piso empieza a moverse. Mi mano izquierda también siente el cambio. El resto de mi cuerpo también. Empiezo a gritar. Me paro y caigo de espaldas. El piso no deja de moverse. Ya no escucho a Aldo. Me coloco en posición fetal mientras espero mi asesinato. Me agarro la cabeza. Sigo llorando. Ahora puedo sentir las lagrimas en mis ojos y en la barbilla. Me levanto. Estoy de rodillas esperando que me dispare o que me corte la garganta. La espera se prolonga y no puedo llorar más. Estoy destrozado. Abro los ojos y veo solo los bordes de todo. Parece que es de noche. Casi no distingo nada. Toco el piso. No es un piso. Es pasto. Estoy a salvo.

 

Pasa una hora y recobro la visión. Miro mi celular y son las 8 de la noche. Me dirijo al hotel completamente fuera de mí. El recepcionista se sorprende al verme. Voy al ascensor y reviso mis llamadas. Hay 156 llamadas perdidas. Y no es más domingo sino martes.

Comments (1)

Advertise Here
Advertise Here

desde el 8 de noviembre